Estados Unidos ha comenzado a darse cuenta de los costos que significan en términos de productividad el contar con trabajadores full time obesos o en sobrepeso.

Sobrepeso
Sobrepeso

En estos momentos las enfermedades crónicas como el sobrepeso y la obesidad, cuestan millones de dólares a Estados Unidos en absentismo laboral en personas que trabajan tiempo completo, pero además se ha señalado hay un costo mucho mayor en lo que respecta al tema de la productividad, el que se informa alcanza los 153 mil millones de dólares.

Una encuesta realizada por los especialistas de Gallup demostró que personas con problemas de enfermedades como la obesidad, pierden al año cera de 450 millones de dólares tras el absentismo laboral que promedian siendo Full Time. Este estudio se desarrolló considerando 109.850 trabajadores que promediaban una jornada laboral semanal cercana a las 30 horas.

Lo preocupante para Estados Unidos está en que el 86% de los trabajadores tiempo completo padece de alguna enfermedad crónica como obesidad, sobrepeso, asma, diabetes, cáncer o colesterol alto (entre otras), por lo que la situación es preocupante si se analizan los últimos 12 meses. Entre los problemas recurrentes que presentan estos trabajadores también destaca la depresión, dolores de rodilla y cuello.

Las estadísticas demuestran que las pérdidas de Estados Unidos son cuatro veces más grandes que las observadas en Reino Unido por el mismo problema, lugar donde el total de trabajadores saludables no sobrepasa el 20% - algo que también preocupa bastante.

Según los resultados de esta misma encuesta, de entre los empleados sanos apenas el 13.9% tiene un peso normal y no sufre de ningún otro problema, por lo que el margen de pérdida es de 0.34 días por mes y cerca de cuatro días por año. Quienes tienen sobrepeso por su parte pierden 0.36 días por mes y representan un 17.9% del total de trabajadores.

Estadísticas que podrían generar discriminación

El problema de las estadísticas obtenidas mediante esta encuesta está en que resulta muy factible que se llegue a una discriminación a la hora de contratar personal, ya que quienes sufren de dos problemas crónicos como sería depresión y obesidad – por ejemplo – pierden 1.08 días al mes y representan nada menos que 32,100 millones de dólares en pérdidas. Cuando el empleado tiene tres o más enfermedades crónicas las pérdidas se elevan a 81,313 millones de dólares.

En el caso de las personas que no tienen sobrepeso, pero sí enfermedades crónica, el absentismo laboral es de 1.07 días por mes y el nivel de pérdida por año de 15,563 millones de dólares.

Agregar comentario