Reporte sugiere reestructuración del G-20

En un informe elaborado a petición del presidente francés Nicolás Sarkosy, los expertos recomiendan que el grupo de los 20 países industrializados y naciones en desarrollo, G-20, sea sometido a una reforma estructural importante, que incluya ampliación de poderes para el Fondo Monetario Internacional, como una medida para tratar más eficazmente las futuras crisis financieras. Los autores del documento, Michel Camdessus, ex gerente del FMI, el director ejecutivo Horst Köhler y el ex presidente de la Reserva Federal de Estados Unidos, Paul Volcker, presentaron la propuesta que se incluirá en la próxima reunión de la organización, con Francia en la presidencia de turno, y que se efectuará los días 18 y 19 de febrero 2011.

Ampliación de la participación mundial

Se pide también que el G-20 se organice a lo largo de las líneas de distritos electorales en los que cada miembro represente un grupo de seis países vecinos, tal como lo hace el FMI. Según Camdessus, esto ayudaría a que la organización sea más legítima, dando a los 187 países miembros del FMI, una voz en los encuentros, para alcanzar mayor eficiencia en la prevención de futuras crisis., “Significa que cada uno de los 20 países alrededor de la mesa, tendría un mandato para representar a terceros, y el mundo entero estaría involucrado en las decisiones”, afirma Camdessus.

Sin embargo, algunos observadores se oponen a esta propuesta, aduciendo que sería difícil establecer las líneas entre los países. El tablero más grande lo integran Estados Unidos, Japón, Alemania, Francia y el Reino Unidos, que ostentan sus propios asientos y tendrían que aprender a compartir el poder.

El informe aboga por otros cambios importantes

Entre otros temas que los expertos recomiendan, para presentar a los países miembros están:

  • La creación de un sistema monetario que no dependa tanto del dólar, sino que incluya otras monedas como el yuan chino, y las monedas de reservas alternativas, como un Derecho Especial de Giro del FMI. El gobierno de Sarkosy ha dado claras señales de apoyar esta idea
  • El fortalecimiento de los mecanismos de gestión de crisis, para evitar la excesiva acumulación de riquezas en divisas, la volatilidad de las divisas por combustibles, y la elaboración de normas comunes que ayuden a los países a enfrentar los incrementos inesperados de entrada de capital, que ejercen presión sobre el alza de sus monedas
  • Girar el Consejo del Fondo Monetario Internacional, CMFI, a través de un colegio de ministros de Finanzas con poder en la toma de decisiones, en lugar del papel actual de asesores del Consejo Directivo
  • El documento propone además, fortalecer las competencias del FMI en materia de sanciones contra países que violen las normas internacionales acordadas. El organismo ha sido duramente criticado por su falta de firmezas en la ejecución propiamente dichas, que se reflejan en la forma de hacer las recomendaciones. Las sanciones podrían ir tan lejos como congelar el derecho a voto de los países infractores, o la activación de sanciones de tipo comercial, a través de la Organización Mundial del Comercio, a solicitud del FMI
  • Frenar la volatilidad de los precios de los productos básicos y mejorar la gobernabilidad global, serán otras de las ideas planteadas en la importante reunión

El Grupo de los 20 es un foro de 19 países más la Unión Europea, que reúne de manera regular a los jefes de estado, gobernadores de bancos centrales y ministros de finanzas, desde 1999. Está constituido por los siete países industrializados, G-7, Rusia, once países de consolidación industrial reciente de todo el mundo y la Unión Europea como bloque económico. Esta es la reunión número 16, y la VI Cumbre Mundial.

Puntaje: