El ciclón tropical Yasi se acerca a Queensland, Australia y antes de llegar se espera que se convierta en una tormenta de categoría 4, la segunda categoría más alta.

Luego de sufrir terribles inundaciones, que aun no se han retirado, Australia está a la espera de otra terrible tormenta, que según se dice, puede ser la más fuerte de su historia. Se calcula que llegará a las cosas de Australia el miércoles por la noche.

Anna Bligh, primera ministra del estado, declaró: "Bien podría ser una de las amenazas de ciclones más grande y más grave con la que hemos tenido que lidiar. Este es un evento que tenemos que tomar en serio".

Los centros turísticos de las conocidas Islas Whitsunday ya han sido evacuados y varios puertos de la zona se han cerrado. Las personas han sido instadas a abastacerse de alimentos, agua y baterías, en caso de que se corte el suministro de energía y algunos servicios básicos.

Los meteorólogos han pronosticado que la tormenta podría generar vientos de 160 mph y hasta cuatro metros de lluvia en solo cuestión de horas, por lo que han emitido una advertencia de ciclón que cubre gran parte de Queensland y se extiende 560 millas.

El Centro Climático Nacional de Australia ha registrado uno de los mayores movimientos del fenómeno La Niña y espera que se mantenga así hasta el otoño.

Roger Stone, profesor de la Universidad de Southern Queensland, declaró: "En los años de La Niña, no sólo es la temperatura del mar más cálida, sino que el nivel del mar es mayor también. La intensa presión baja y los vientos fuertes, pueden crear un aumento muy fuerte del agua que cae sobre la costa, y en función de la velocidad del agua, puede hacer mucho daño".

Puntaje: