Macroeconomía

La macroeconomía es la parte de la economía que se encarga de explicar el comportamiento de variables agregadas, vale decir, la ciencia basada en el análisis de datos y hechos acontecidos, con los que elabora teorías que sirven de base a las políticas económicas.

Por la complejidad de las ciencias económicas, la macroeconomía trata de simplificar todos los elementos que conforman el análisis teórico, facilitando así una explicación a la conducta de las diversas variables, tales como el monto total que arroja la producción de bienes y servicios, el nivel de empleo, y el movimiento general de los precios.

Teorías macroeconómicas

El estudio y análisis macroeconómico, se fundamenta en el empleo de tres planteamientos o teorías básicas, las cuales se describen a continuación:

1. Teoría de los agregados económicos

Se basa en la suma de gran cantidad de decisiones y acciones tomadas por las empresas, personas, productores, consumidores, trabajadores y Estado en su conjunto, que conforman la economía de una nación, y que se ven reflejadas en las mediciones de las magnitudes amplias, en las cuentas nacionales.

2. Teoría del equilibrio económico

Esta teoría señala el equilibrio presente en modelos sectoriales como el dinero, niveles de la renta, precios, el mercado de bienes y servicios y el empleo, entre otros.

3. Teoría del desarrollo económico

Aquí se emplean los modelos agregados en relación con los ciclos económicos, los cambios estructurales y el crecimiento de la economía. A su vez, esta teoría se divide en tres renglones específicos:

  1. Teoría de la moneda
  2. Teoría de producción
  3. Teoría de las finanzas

Otros elementos presentes en los estudios macroeconómicos

Los profesionales de la economía, cuentan además con dos modelos fundamentales para realizar su trabajo: la oferta, y la demanda, estos fenómenos se ven afectados por variables endógenas y exógenas, que se analizan en su contexto.

Modelos macroeconómicos

Son también recursos útiles, y se diferencian según estén asociados a unas u otras escuelas del pensamiento económico. Se habla del modelo clásico, y el modelo de los precios rígidos. Ambos suponen serias limitaciones.

Con el fin de superar estas limitaciones, hay quienes abogan por nuevos modelos que contemplen muchas más variables y abarquen otras formas de relaciones, no obstante, es tal la complejidad de estos recursos, que se hace muy difícil su estudio y análisis, por lo que los profesionales tienden a volver a los modelos simples. En caso de recurrir a estos modelos elementales, se corre el riesgo de fallar o cometer errores en el cálculo de los valores que presentarán las diversas variables.

La disyuntiva entre lo simple y de poca utilidad, o lo más completo pero poco práctico, es un problema típico de la macroeconomía.

Indicadores económicos

Los principales indicadores económicos empleados en la macroeconomía son:

  • Medios de pago
  • Oferta monetaria ampliada
  • Cartera de sistema financiero
  • Tasas de interés (de cambio, de interés internacionales)
  • Cotización de la unidad de valor real (UVR)
  • Reservas internacionales
  • Balanza cambiaria
  • Balanza de pagos
  • Balanza comercial
  • Finanzas públicas (ingresos, pagos, déficit, financiamiento, deuda, superávit)
  • Producto interno bruto (PIB)
  • Producto interno bruto per cápita (PIBpc)
  • Producto nacional bruto (PNB)
  • Índice de precios al consumidor (IPC)
  • Índice de precios al productor (IPP)
  • Precios internacionales
  • Salario mínimo
  • Salarios reales

Importancia de la macroeconomía

  • Establece criterios útiles para definir políticas fiscales
  • Determina las causas de la inflación y orienta sobre cómo controlarla
  • Analiza las relaciones entre los países en torno al comercio, la inversión y el endeudamiento
  • Aporta recomendaciones para la estabilización de los precios
  • Fomenta el pleno empleo o la disminución de la tasa de desempleo, así como el equilibrio en lo relativo a salarios y costo de la vida
Puntaje: