Consejos para preparar una jubilación con anticipación

Se entiende por jubilación al acto administrativo por medio del cual un trabajador activo pasa, por cuenta propia o ajena, a una situación pasiva o de inactividad al cumplir con los requisitos establecidos por la ley de edad máxima para dejar de trabajar.

La jubilación puede ser entendida entonces, como una recompensa económica después de tantos años de servicio activo, la que se materializa en una renta mensual que se recibe en base a la cantidad de años que se trabajaron y a la cantidad de imposiciones que fueron pagadas (contributiva). Las jubilaciones pueden ser de dos tipos, contributivas y no contributivas.

  • Las jubilaciones contributivas son aquellas que se basan en la cantidad de dinero que se logró acumular del pago regular de cotizaciones o al sistema que utilicen específicamente determinados trabajadores
  • Las jubilaciones no contributivas son aquellas en que se concede un monto mensual de por vida, el cual es menor comúnmente que la pensión contributiva, pero tiene la característica de ser concedida en aquellos casos en que la cantidad de dinero acumulado no fue suficiente y presentan escasos recursos
1

La jubilación depende de uno mismo

No hay posibilidad de culpar a alguien más por una jubilación baja, ya que ésta depende esencialmente del propio trabajador en función del esfuerzo que pudo hacer para ahorrar dinero mensualmente mientras se encontraban en una situación laboral activa.

Los dineros ahorrados se invierten para conseguir un aumento del capital, por lo que es otro de los factores que se debe evaluar para cuidar el futuro de la jubilación. Fiscalizar qué es lo que se hace con el dinero mensual que se aporta mientras se trabaja, es parte del trabajo responsable de cualquier persona que quiere asegurar su vejez.

2

Elegir cómo ahorrar

La jubilación será el sueldo con que se podrá vivir cuando ya no se tengan entradas producto de un trabajo formal, por ello hay que calcular cuánto se quiere tener en el futuro con tiempo, previniendo así cualquier problema fortuito por falta de diligencia.

Cuando se vaya a invertir con los ahorros de pensión, hay que señalar cuánto de la cartera se quiere invertir en la bolsa, renta fija y cualquier otro tipo de alternativa financiera de rentabilidad. Acumular dinero para la jubilación no es un acto mecánico, hay que hacer una estrategia de ahorro que debe asociarse a un tipo de inversión o producto de inversión determinado según vaya transcurriendo el tiempo y el perfil del inversor cambiando.

3

Tiempo de ahorro

Ahorrar para la jubilación no es cuestión de un par de años, es parte de una estrategia de vida que debe comenzarse cuanto antes, ojalá apenas se ingrese a la vida laboral. Para enfocar bien este tema, se debe pensar que la expectativa de obtener una remuneración fija al jubilarse siempre se mantendrá, por lo tanto mientras más tiempo pase en que no se ahorre, mayor deberá ser el ahorro luego para conseguir alcanzar esa expectativa o el riesgo en que se tendrá que incurrir para que las inversiones valgan la pena el esfuerzo.

4

El ahorro no termina con la jubilación

Muchas personas creen erradamente que al momento en que se jubilan, dejan de ahorrar automáticamente, pero no es así. Con el aumento de la longevidad de las personas de tercera edad, los montos acumulados comúnmente no dan a basto para financiar la extensiva vida de personas que llegan hasta los 75 años (si es que se jubilan a los 65), por ello es conveniente mantener parte del monto de jubilación siempre invirtiéndolo, aunque bajo un programa de menor riesgo.

5

Buena asesoría financiera

Como en todas las inversiones bursátiles o financieras, en general, lo que se necesita para no equivocar la elección y perderlo todo es una asesoría económica completa. Si para hacer un tour o decorar la casa se necesita ayuda experta, para invertir los ahorros de toda una vida en pos de tener una buena jubilación, con mayor razón, ¿lo había pensado?

Cuando el asesoramiento es oportuno y completo, se pueden tomar decisiones que optimizan el nivel de ganancias de quienes preparan su jubilación con tiempo.

Puntaje: