El aeropuerto Gatwick de Londres, uno de los más importantes de Gran Bretaña, fue cerrado por segundo día consecutivo debido a una intensa tormenta de nieve.

Según confirmaron las autoridades del aeropuerto, todos sus vuelos fueron cancelados hasta las 6 am del día viernes 3 de diciembre.

El aeropuerto emitió un comunicado que afirmaba lo siguiente: "Estamos haciendo todo lo posible para reanudar las operaciones. Nuestros equipos están trabajando día y noche para que las pistas de aterrizaje sean seguras para las aeronaves y para conseguir que los pasajeros puedan realizar sus vuelos".

Al parecer, era tanta la cantidad de nieve que caía sobre las pistas, que estas debieron inutilizarse hasta nuevo aviso para seguridad de los pilotos y pasajeros que esperaban zarpar.

Por su parte, el aeropuerto de Edimburgo, Escocia, también fue cerrado por la tormenta de nieve. Asimismo, la compañía de trenes Eurostar, declaró que se encontraba operando con agenda reducida, que había tenido que cancelar diversos viajes y estaba con retrasos de hasta 90 minutos.

Según la Oficina Meteorólogica de Gran Bretaña, la región está viviendo la mayor caída de nieve desde el año 1993, por lo que emitió alertas meteorógicas para diversas zonas del país como Escocia, Londres, y las zonas centro y norte de Inglaterra.

La semana también despertó con nieve en Portugal y España. Las nevadas están comenzando a caer de forma pareja sobre toda Europa, acompañadas de una notable disminución de la temperatura. Para los próximos días se espera nieve en Francia, Suiza e Italia, sitios donde también se han emitido alertas meteorológicas.

Agregar comentario