Desarrollo Profesional
Desarrollo Profesional

En un mundo complicado, lleno de problemas y de noticias que constantemente están azotando la mente de las personas con ideas negativas como son la recesión, crisis económica, aumento de despidos y baja en los principales indicadores económicos, sólo puede esperarse un crecimiento o desarrollo de quienes posean tres características específicas, madurez, valores y pensamiento positivo.

El concepto de fe puede ser vinculado de forma exclusiva y excluyente a los temas religiosos, sin embargo, si se revisa el significado de esta palabra descubrimos que puede aplicarse a un sinnúmero de situaciones. La fe consiste en la creencia o confianza que se tiene sobre una persona, cosa o idea, aún cuando no haya evidencia que lo acredite. En este sentido quienes tienen el coraje y carácter suficiente se sobreponen a la adversidad aún cuando la salida sea remota.

Cuando el ambiente es complejo y adverso, una victoria por muy pequeña que sea es sinónimo de esperanza y puede que sea lo único que se disponga para conseguir el éxito, al punto de necesitarse mucha motivación para llegar a atravesar esa puerta que pocas veces se abre y permite sólo a algunos a conseguir sus metas.

Para muchas personas la adversidad ha sido sinónimo de desarrollo humano, ya que gracias a la motivación con que muchos enfrentan los problemas, consiguen crecer y madurar en un proceso que pocos son capaces de capitalizar y al que muchos llaman “fracaso”.

Áreas de desarrollo personal

El desarrollo personal se compone de diferentes variantes, estas son el desarrollo espiritual, mental, salud, carrera y las relaciones interpersonales.

Desarrollo espiritual

¿Les ha ocurrido alguna vez que no tienen fuerzas para seguir adelante o simplemente no saben cómo encontrar la anhelada paz interior? Cuando esto ocurre una de las cosas que más se valoran son las experiencias ajenas, aquellas que dan testimonio de superación e incitan al ser humano en general a decir “yo también puedo”.

Es muy poco probable que una persona encuentre la felicidad o llegue a tener paz interior si no cultiva su espíritu, pues aunque muchos lo pongan en duda, el verdadero éxito no se traduce sólo en éxito monetario, sino también en un cúmulo de cosas donde destaca la fuerza que cada individuo tiene para superar los momentos difíciles con los que debe lidiar.

Desarrollo mental

Hay quienes dicen que “primero se pierde en la mente, luego en la realidad”. Una persona que no es capaz de superar una batalla mentalmente, es muy poco probable que lo consiga en la práctica. Los pensamientos negativos y la repetición constante de ideas sobre el fracaso hacen que una persona tienda naturalmente a equivocarse y a adoptar una actitud esencialmente pesimista sobre su situación y las oportunidades que se le presentan, aún cuando estas puedan ser oportunidades de salir adelante.

Controlar la propia mente es todo un desafío, y constituye además uno de los problemas insolutos para muchas personas que se atreven a iniciar negocios, incursionar en nuevos empleos y conquistar nuevos horizontes, aunque de manera muy incauta si se ignora esta realidad.

Una persona que tenga real interés en superarse y conseguir metas interesantes, deberá considerar el hecho de que su peor enemigo es su propio ego, aquel que le hace sentir autoconformidad sobre lo que sabe, piensa y hace, no permitiéndole así superarse y atravesar barreras clásicas en el mundo laboral o empresarial.

Salud

Una preparación espiritual y un buen desarrollo mental no pueden existir si no hay una cuidado de la salud adecuado. Es así como se aconseja a todas las personas que estén decididas a alcanzar el éxito a tener una vida sana y preocuparse especialmente por lo que consumen, ya que hay estadísticas muy claras sobre el índice de obesidad mórbida mundial y sobrepeso infantil.

No se pueden cultivas las capacidades mentales ni espirituales si no hay un adecuado cuidado por el cuerpo en general.

Carrera

Manejar tiempo y prioridades es lo que tiene que hacerse si se desea encontrar el éxito. Quien sea capaz de proyectarse en un empleo o en algún emprendimiento, llegará lejos por el sólo hecho de decidirse a hacerlo, pero dependerá de él finalmente ser capaz de asumir los costos alternativos a los que toda decisión conlleva.

Relaciones interpersonales

Hay quienes piensan que “aquél que se aísla y pretende hacer todo solo, o es un Dios o es un bruto”. Es así como definimos la importancia de las relaciones interpersonales, pues hablar y comunicarse es una habilidad muy poco trabajada actualmente, pero que permite conseguir muchas cosas cuando se consigue dominarla. Evitar las relaciones abusivas y evitar a las personas que hacen perder el tiempo es la clave para quienes no desean más percances en lo que les separa de su deseo y la consolidación de sus metas.

Puntaje: