El debate respecto de la deuda que posiblemente tiene Estados Unidos con la ONU está abierto, ello luego de que Angela Kane, funcionaria de la Organización de Naciones Unidas, afirmara que el Gobierno representado por Barack Obama adeuda cerca de 1.200 millones de dólares al organismo internacional, lo que significa un cuarto más de lo que todos los países miembros deben.

Hasta el momento, uno de los problemas por los que atraviesa la ONU, según afirma Kane, es la falta de pago de 179 estados miembros, pues sólo 13 se encuentran completamente al día con sus obligaciones financieras. Muchas de las deudas no se han podido cumplir, señaló la funcionaria, por la recesión que afecta a los países en todo el mundo y ha hecho que la deuda este año llegue a 4.100 millones de dólares aproximadamente.

Susan Rice, embajadora de Estados Unidos en la ONU señaló: “Estados Unidos cumplió de forma completa y a tiempo todas las obligaciones que tenía con la ONU”. No obstante lo anterior, asevera que es muy probable que la deuda mencionada se deba a una de tipo “refutada”, lo que constituye dinero que no es reconocido por Washington como realmente adeudado.

Este problema no es menor, ya que Estados Unidos aporta un cuarto del presupuesto de las fuerzas de paz de la ONU y un poco menos de un cuarto en lo que respecta al presupuesto del organismo. Este incidente lamentablemente tiene reminiscencias anteriores y provocó comentarios en la organización que mencionaban “una burocracia inflada y hasta corrupta” que no dejaron en buen pie las relaciones.

Los problemas siguen aumentando para la ONU luego de que se aprobara un presupuesto cercano a los 5.160 millones de dólares para el período 2010-2011, cantidad que no incluye lo que cuesta mantener a las fuerzas de paz que significan un costo extraordinario de 8.000 millones de dólares al año.

Puntaje: