Cómo escoger un seguro de autos

Al momento de adquirir una póliza de seguros de automóviles, tome en cuenta una serie de factores que le permitan determinar el paquete más apropiado, según su capacidad de pago y las necesidades particulares de cobertura.

También debe considerar que las condiciones varían de uno a otro estado del país, en cuanto a los montos mínimos requeridos. Aquí describimos las diferentes opciones para cumplir con las leyes, y los beneficios que aplican en cada caso.

Cobertura de responsabilidad civil

Cubre el monto que se cancela a otro conductor cuando se ha perdido un choque, no incluye acompañantes.

Responsabilidad de lesiones corporales

Cubre gastos médicos de terceros en un choque que el titular del seguro haya perdido. Se expresa en cifras como 20/50, que se refiere a que la póliza pagará hasta 20.000 dólares por lesiones a una persona, y hasta 50.000 dólares por lesiones causadas a los todos los ocupantes del vehículo.

Responsabilidad de daños a la propiedad

Paga el daño causado a otro vehículo, cuando se es el causante del accidente.

Responsabilidad patrimonial

Se expresa en cifras como 20/50/10, para indicar que se pagarán hasta 10.000 dólares por daños causados a un tercer vehículo.

Protección contra lesiones personales (PIP)

Esta póliza cubre los gastos médicos por lesiones sufridas por el titular y sus acompañantes. Incluye salarios perdidos por el tiempo durante el cual la persona no pueda trabajar.

PIP sin seguro

Cubre los gastos cuando el titular sufre un accidente y el responsable no tiene seguro, o la cobertura es insuficiente.

Colisión

Cancela las reparaciones al vehículo del titular, luego de un accidente.

Cobertura total o completa

Esta póliza cubre los gastos en caso de robo o pérdida total del vehículo, al margen de un accidente.

Políticas estadales

En Estados Unidos, la mayoría de los estados obliga a los conductores a poseer un seguro de automóviles, cuyos valores de cobertura varían de uno a otro estado.
Por ejemplo, en Nueva Jersey se requiere como mínimo de una póliza 15/30/5, aunque es posible que en accidentes graves, los gastos médicos de una persona pueden ser mayores a 15.000 dólares, o los gastos grupales superiores a 30.000 dólares, y 5.000 dólares para reparación de un vehículo también pueden ser insuficiente, ya que un auto promedio cuesta más de 20.000 dólares.

Por esta razón la mayoría de las personas prefiere una póliza que esté por encima del mínimo requerido, sobre todo cuando poseen bienes embargables para cancelar gastos médicos o reparaciones.

Regla de Oro

Al momento de adquirir un seguro de autos, verifique que la cobertura total, sea igual a la suma de sus activos, (incluya propiedades, autos e inversiones).

Cómo determinar las necesidades personales de cobertura

  • Se puede optar por un seguro con el mínimo requerido, cuando además se posee un seguro de gastos médicos y de discapacidad suministrado por un empleador
  • Es conveniente además asegurarse contra conductores sin seguro o con poca cobertura. Los montos anuales son bajos (un promedio de 40 dólares por 100.000 dólares de cobertura)
  • Las pólizas de Colisión o Cobertura completa, también son necesarias, ya que después de un accidente es muy probable que se desee reemplazar el vehículo. Estos seguros estipulan una cantidad deducible que la persona tiene que pagar antes, y determinan el monto con base en el valor actual del vehículo, y no el monto que la persona haya cancelado al comprarlo. A mayor monto del deducible, menor será el pago de la prima

Cómo adquirir un seguro de autos

Una vez que se ha determinado el paquete de seguro que se necesita, se procede a averiguar lo concerniente a las distintas políticas de seguros existentes. Éstas varían según el tipo de automóvil, el registro de conducir y la tarjeta de crédito.

Las páginas web de las instituciones aseguradoras ofrecen toda la información requerida. Se rellena un formulario de solicitud, y en breve, se reciben varias cotizaciones a escoger.

Tipos de compañías de seguros

a. Vendedores directos

Venden la póliza directamente a la persona interesada, omitiendo a los agentes de seguros tradicionales, de esta manera no se paga comisión, y se supone que el ahorro va para el comprador. Sin embargo, estas aseguradoras son muy exigentes y seleccionan a buenos conductores, de modo que si la persona tiene un historial de accidentes o violaciones a las leyes, seguramente no calificará como cliente.

b. Compañías nacionales

Empresas como Allstate y State Farm, ofrecen más facilidades a los conductores con antecedentes negativos, y sus tarifas son accesibles, igualando o mejorando las ofertas de los vendedores independientes en algunos casos. Este tipo de compañía opera a través de agentes locales exclusivos.

c. Agentes independientes de seguros

Llevan diferentes carteras de aseguradoras, por lo que están en capacidad de ofrecer todo tipo de seguros. Las personas que tienen dificultades para adquirir una póliza, como por ejemplo, antecedentes de mala conducción o un adolescente en casa, pueden recurrir a estos agentes independientes, que con seguridad encontraran la póliza apropiada para el caso, a buen precio.

Consejos para negociar con las aseguradoras

  • Infórmese muy bien en cuanto a las posibilidades de descuentos. Por ejemplo, se obtiene descuento si el vehículo posee frenos antibloqueo, o si no se hacen viajes largos con frecuencia. Solicite el listado de descuentos posibles a ver si se califica en alguno de ellos
  • Descarte el servicio de remolques . Puede optar por unirse a un club de automóviles, que además de suministrarle el remolque, le brinde asistencia en la carretera cuando sea necesario
  • Asegúrese de que los vidrios estén incluidos en la cobertura, y no que se han contratado como un bien adicional, ya que de esa forma pueden resultar muy costoso
Puntaje: